Cómo limpiar una moqueta

La moqueta es, posiblemente, la mejor opción para cubrir cualquier suelo ya que tiene numerosas ventajas como la de conservar el calor y ser agradable al tacto, entre otras. Pero presenta una dificultad principal y esa es su mantenimiento. Por eso a continuación vamos a explicarte en 5 sencillos pasos lo que debes hacer para limpiar tu moqueta cada cierto tiempo y así, eliminar los ácaros:

  • Lo primero que hay que hacer es liberar el espacio. Quita todos los muebles que hay sobre la moqueta y si es necesario, utiliza cajas de cartón para mover el contenido de éstos a la habitación o el pasillo en el que no haya moqueta o que no vayas a limpiar en ese momento, pues esto te ayudará a trasladar los muebles con más libertad. En el caso de que sean muy pesados o aparatosos como para sacarlos de la habitación, puedes desplazarlos momentáneamente para limpiar la zona que hay debajo de ellos, llegar al paso 5 y limpiar la zona que había quedado ocupada después. Así ninguna zona de la moqueta se quedará sin limpiar.
  • Una vez liberado el espacio, procede a pasar la aspiradora. Utiliza el cabezal básico y colócalo en la posición para alfombras y moquetas (la que tiene rayitas). Si puedes, nosotros te recomendamos que utilices filtros del tipo anti-ácaros y que los vayas cambiando con frecuencia.
  • Después de aspirar toda la superficie de la moqueta, procede a pasar la vaporeta. Este aparato aplica vapor de agua a una elevada presión para limpiar las superficies, por lo que es ideal para la moqueta dado que ésta se humedecerá sólo un poco, pero no se mojará en exceso ni se encharcará, algo que no es nada bueno para este tipo de material. Si no tienes una vaporeta propia o no conoces a nadie que tenga una no te preocupes, existen empresas donde puedes alquilarlas a un precio asequible.
  • En el caso de que en algún momento del proceso te des cuenta de que hay una mancha, procede a eliminarla en este paso. Lo ideal para las manchas en moquetas es limpiarlas en el momento en el que aparecen, pero si ha pasado un tiempo desde que se hicieron recurre a un jabón neutro o mejor, a una sustancia limpiadora para moquetas, que puedes encontrar en cualquier gran superficie y sigue los consejos del fabricante, ayudándote con un cepillo o la herramienta que más convenga.
  • Cuando se haya terminado de secar la moqueta del vapor de la vaporeta, coloca todos los muebles en su sitio.